Miércoles, 18 julio 2012

Barack Obama y su esposa, Michelle, se dan un beso durante un partido de baloncesto

Marcar como favorita Enviar por email
EFE

La «Kiss Cam» captó el beso de la pareja presidencial en el descanso del partido amistoso entre EE.UU. y Brasil


 Barack Obama y su esposa Michelle se convirtieron, con un beso, en los protagonistas indiscutibles del partido amistoso que en la noche del lunes jugaron las selecciones de EE.UU.[Img #20028] y Brasil, como preparatorio para los Juegos Olímpicos de Londres y que concluyó con triunfo de los estadounidenses por 80-69.

 

Obama siente pasión por el baloncesto y, acompañado de su mujer Michelle y sus dos hijas, se sentó en las primeras filas de la grada del Verizon Center de Washington para ver a las estrellas de la NBA que participarán en las olimpiadas de Londres.

 

Jugadores como LeBron James o Kevin Durant no pudieron hacer nada para eclipsar el protagonismo del presidente Barack Obama, y mucho menos, cuando la Kiss Cam escogió al presidente estadounidense y a su mujer para que se dieran un beso. La Kiss Cam es una cámara de televisión interna que selecciona a las parejas durante los descansos de los partidos y les pide que se den un beso. En esta ocasión, el turno fue para Obama y su mujer, Michelle.

 

El público se lo pidió con fuerza y el presidente le puso el brazo por encima del hombro a Michelle y le dio un beso ante la mirada complacida de sus dos hijas y la alegría de los aficionados.

 

En la cancha, el protagonismo fue para LeBron James, que consiguió 30 puntos decisivos en la victoria de EE.UU. El equipo norteamericano remontó una desventaja de 10 puntos, y a pesar de no tener su mejor día, James evitó que surgieran más problemas ante un rival con poco acierto en los tiros.

 

Polémica

 

La presencia del matrimonio Obama en el partido se convirtió hoy en un debate público que llevó a la Casa Blanca a negar que la primera dama rechazara un beso de su esposo y presidente de EE.UU., Barack Obama.

 

«Les puedo decir, basado en una muy buena fuente, que las informaciones que (apuntan que) el presidente fue rechazado son falsas», subrayó el portavoz adjunto de la Casa Blanca, Josh Earnest, a los periodistas que viajaron en el Air Force One a Texas con Obama, quien está hoy haciendo campaña en ese estado.

 

Según el grupo de periodistas que sigue al presidente, en la primera ocasión el mandatario pasó el brazo por la espalda a su esposa con la posible intención de besarla, pero no lo hicieron.

 

Algunos de los presentes comentaron que la primera dama le dijo «no» con la cabeza.

 

En la segunda ocasión en que los Obama aparecieron en la pantalla, el presidente besó a su esposa en los labios, también en la frente y ambos acabaron sonriendo.

 

Earnest apuntó hoy a los periodistas que la pareja se vio en la pantalla la primera vez, pero sin saber que quien les enfocaba era la «Kiss Cam» y que debían besarse para cumplir la tradición de los partidos de baloncesto.

 

«No fue hasta la media parte, cuando el presidente y la primera dama vieron a sus hijas, y ellas les preguntaron (que) por qué no se habían besado durante el momento Kiss Cam», relató el portavoz de la Casa Blanca.

 

Earnest aprovechó las preguntas de la prensa para bromear sobre el polémico «no-beso»: «Diré que este incidente ha sido objeto de conversaciones de alto nivel esta mañana», aseguró.


Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
DigitalExtremadura.com | Última Hora, Actualidad de Extremadura • Términos de usoPolítica de PrivacidadDONDE ESTAMOS
© 2014 • Todos los derechos reservados.
POWERED BY FOLIOePRESS