Badajoz en Rebajas: “Mucho mirón y poca bolsa”

Comparte en redes sociales

Si hace una semana veíamos mucho curioso entrando y saliendo de tiendas, pero con las manos vacías, la estampa ha cambiado considerablemente en los últimos días. El lunes 1 de julio, comenzaba el período oficial de rebajas de verano, y con ellas, las bolsas han ganado protagonismo.

[Img #28788]En
Badajoz, tanto el Centro Comercial El Faro como el Centro Comercial Abierto de
la calle Menacho y Adyacentes, han visto incrementada la clientela esta semana.
Las cifras de visitantes prácticamente se han duplicado respecto a un día sin
rebajas.


En
el caso del CCA de Menacho, la afluencia en los días de rebajas se ha
incrementado, según ha señalado a este diario el gerente del centro, Francisco
Javier Ortiz, en un 45-50% más que un día normal. Si diariamente se
contabilizan unas 9.000 personas por la zona comercial, estos días se puede
hablar de un tránsito que roza las 15.000 personas.


Misma
situación en el Centro Comercial El Faro, que cualquier día recibe una media de
12.000-14.000 visitantes, y que durante esta semana ha alcanzado las 25.000
personas diarias, según indica el director del mismo, Fernando Sánchez.


Y
aún queda lo que será previsiblemente el plato fuerte, ya que se espera que
mañana sábado, las calles y tiendas se llenen con gente proveniente de pueblos
y de la vecina Portugal. De hecho, las cifras que se barajan son bastante
elevadas, y en ambos casos se espera llegar a las 40.000-50.000 visitas.

 

Unas
cifras que superará previsiblemente grandes superficies como El Corte Inglés,
que en su primer día de rebajas oficiales obtuvo una afluencia de 35.000
personas en su centro de Badajoz. Así lo ha confirmado a este diario su
Director de Relaciones Externas, Miguel Luna, que indica además que a nivel
nacional, la organización recibió el pasado lunes más de dos millones de
visitas en un día en el que los descuentos de hasta el 50% se hacían
extensibles incluso a las Primeras Marcas.

 

En
la pequeña empresa, algunos comerciantes tenían reparos en comenzar las rebajas
el primer día de la semana, y aunque es cierto que la mañana del lunes fue
quizás la más floja de la semana, la respuesta ha sido mejor de lo esperada. A
medida que pasan las horas, sobre todo en el caso de la Calle Menacho, la
afluencia de gente, que evita el calor, va aumentando.


El
principal inconveniente a las compras, no es sin embargo el calor, sino el
poder adquisitivo, que ha bajado considerablemente en los últimos tiempos. Casi
todos los comerciantes coinciden en que el comprador está menos suelto que en
otras campañas.


[Img #28789]“Se
nota al entrar. Miran mucho los precios, se van, vuelven a entrar… La gente
tiene mucho miedo; acaba de terminar la feria, ahora vienen las vacaciones… y
no se puede gastar mucho”, dice Soledad Caldera, empleada de Urban Stop. “Las
rebajas están siendo muy flojitas. Hay picoteo, pero no tiene nada que ver con
lo de otros años”, concluye.


En
la misma línea habla Soledad Carvajal, empleada de la zapatería Pilar Burgos:
“Movimiento hay, pero las ventas están flojitas, se nota la diferencia con el
año pasado, y con el anterior. Cada año está peor, y eso que nosotros
afortunadamente hemos cubierto el expediente y no nos queda mercancía”.

 

El
concepto, nos dicen muchos comerciantes, es que todo seguirá bajando, por lo
que hay clientes que prefieren esperar a las segundas rebajas. Es el caso de
Verónica Romero, que con dos niños y en el paro, dice no poder gastarse lo que
le gustaría: “sólo me he dado de margen 40 euros, que se van en nada, porque a
pesar de las rebajas todo está muy caro. Lo primero es lo primero (dice con un
gesto, refiriéndose a la comida), así que esperaré a las segundas rebajas para
poder coger más cosas”.


Precisamente
por ello, en esta ocasión han sido muchos los comerciantes que, aprovechando la
liberalización de horarios, por la que cada negocio decide cuándo comienzan las
rebajas,  han decidido adelantarse a las
“oficiales” y han ofrecido días antes descuentos y precios interesantes en
algunos de sus productos, llegando incluso a bajadas del 70% del precio el
pasado fin de semana.


Esto
ha ocurrido por ejemplo en tiendas como H&M en el C.C. El Faro, que bajó la
pasada semana sus precios, lo que ha incrementado las visitas al centro
comercial en aproximadamente un 20%. Sin embargo, esto no hará que la afluencia
disminuya los días venideros, sino que en todo caso, se haya repartido.


Para los clientes, las rebajas no están siendo malas, aunque
la economía, dicen la mayoría, no permiten mucho margen de maniobra.


“Yo no quiero gastarme mucho, pero es que me gusta todo,
sobre todo lo de nueva temporada, que lo ponen al lado de las cosas rebajadas y
acabas picando. Pero está la cosa muy mala, así que sólo me compraré una o dos
cosas”, dice Yolanda Gómez, joven de 26 años.


El caso de Joaquín Paredes es distinto. Asegura haber estado
aguantando hasta ahora para encontrar buenos precios: “No te digo que me vaya a
gastar medio sueldo, pero sí que me voy a dar un capricho. No he querido venir
hasta ayer para aguantar mejor, pero ahora hay que comprarse algún pantalón
corto para el verano”.

 

 


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Digital Extremadura.
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  Sered.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.