A RAJOY LO DEVOLVIERON…

Comparte en redes sociales

 Hay
veces en el espectáculo taurino, en el que el matador de toros
“devuelve
a los corrales”
, al animal de turno y esa es la expresión que se
utiliza, cuando un toro lo ha merecido por su bravura, su entrega, su casta, su
nobleza; es decir por sus buenas condiciones físicas y encaste; y el otro día
me acordé de esa expresión cuando presenciaba por televisión la jornada vivida
en el Senado, para que el Sr
. Rajoy
se explicara con detalles y dijera la verdad, toda la verdad y nada más que la
verdad del caso Bárcenas ó “Gürtel”, que para el caso es lo mismo
.  

 

 

            Y
porqué digo esto, pues simplemente porque no es que al Sr. Rajoy lo hayan “devuelto del ruedo senatorial a la política…”
sano y salvo; sino más bien me da la sensación, de que se les ha escapado a sus
señorías de forma escurridiza “vivito y coleando”, como se escapan vivos los novillos en
las charlotadas, y todo eso a pesar de que sus señorías llevaban el estoque en
la mochila, aunque a fuerza de ser sincero, yo creo que no se fue tan vivo, pero
eso sí, aumentó su frivolidad con respecto a la que tenía cuando estaba en la oposición,
y la verdad es que tampoco esperábamos mucho más de él.

 

 

            Y es que al final después de tentarlo y bregar por esos mundos, tantos
años y con tantos majaderos, manos largas, cierra bares y “mindundis” de pelo
largo, para algo le tiene que servir la experiencia a nuestro Presidente (y
digo nuestro, porque todavía lo es), para escapar de la rutina diaria y
escabullirse de una oposición que tiene en minoría, tan nimia, tan prudente y
tan bien educada; pero claro mientras tenga mayoría absoluta en el Parlamento
con sus 184 Diputados, siempre se escapará vivo.

 

 

            De
todas las maneras lo ocurrido hoy en la Cámara Alta nos ha decepcionado
mayoritariamente y viene a profundizar aún más, en el desprestigio de nuestra
clase política, y es que nuca llegaré a entender cuál era la estrategia que
pretendía la oposición con sus actuaciones, porque daba la sensación de que los
que tenían que dar la cara y las explicaciones eran ellos y no el Presidente
del Gobierno.

 

 

            Aprovechó con inteligencia el debate para contradecirse infinidad de
veces anunciando que no recurriría ni a la “herencia recibida” ni al “tu
más que yo”
, y al final lo consiguió sacando a relucir
fragmentos pronunciados en su contra por Rubalcaba para ridiculizarlo.

 

 

            Rubalcaba le dijo lo que le tenía que decir,
pero le faltó énfasis, fuerza, coraje y un poquito de mala leche, que era lo
que todos esperábamos.  Otra cosa es que Rajoy no estuviera en su
línea huidiza de siempre con aquella frase tajante de: “¡No!, no
me voy a declarar culpable, porque no lo soy
. ¡Claro!, él sabrá si miente o no,
pero mientras tanto se va de rositas, como si no hubiera roto un plato nunca.

 

 

            Luego
continuó imitando a Su Majestad, con aquello de me equivoqué con Bárcenas, aunque no manifestó su
arrepentimiento de “no volverá a suceder”, y con eso lo arregló todo y se quedó
tan pancho, aunque a decir verdad no tardó mucho en sacar a relucir su actitud impulsiva,
socarrona y camorrista. También
reconoció “que se habían pagado remuneraciones complementarias por
razón del cargo?. “Sí, como en todas partes”
, aunque eso da mucho que pensar y mucha tela que cortar.

 

 

            Después se permitió asegurar que ya había hablado del caso Bárcenas con
anterioridad cuando lo hizo mediante su comparecencia en televisión y no le
importó decir “digo, donde dije Diego”, como cuando proclamó a los cuatro
vientos que “no se iba a poder probar que el ex tesorero  no era inocente”.

 

 

            La
oposición fue ocurrente, punzante, concreta y concisa en algunos casos como
cuando Rubalcaba le espetó lo de que “En cualquier país de Europa, solo
por los ese..eme…eses, a Bárcenas, tendría usted que dimitir
”, porque
eso no se lo permitirían a Ud., en ninguna parte; o cuando  Cayo LARA
le enfatizó aquello de  “Les
voy a contar la historia de una familia…
“, de forma muy solemne.

 

 

            El
representante de los catalanes DURÁN I LLEIDA con la prudencia y la moderación
que le caracteriza, no se conformó con decirle “Respetamos la presunción
de inocencia
”, si no que aprovechó el momento para reprender al
Presidente por sus recientes actuaciones con sus correligionarios Sres. MÁS y PUJOL.

 

 

            Rosa
DIEZ, pienso que lo hizo muy bien y con bastante recochineo, enumerándole una a
una las veinte preguntas que le dejó enmarcadas para que las contestara, aparte
de replicarle con una frase muy conocida de Nietzsche “Lo que me entristece no es que me hayas
mentido, sino que jamás podré confiar en ti”.

 

 

            El
que más gracia me hizo de toda la sesión, fue uno de los portavoces que le dijo
al Sr.  Rajoy, que si mentía era un “Bellaco”
por mentirle al pueblo español y si no lo hacía, es porque era un “Zoquete”, ya que un Presidente de un Partido
debe estar enterado siempre de lo que se cuece en su partido.

 

 

            El
“debate”
demostró el escaso nivel de la representación política que nos hemos dado, pero
sobre todo creo que la oposición ha perdido una ocasión de oro para rematarlo,
cuando además lo han tenido entre las cuerdas y que yo recuerde solo el Sr. COSCUBIELA
fue el único que le atacó donde le dolía; eso, y las alusiones que se le
hicieron del periodista del Mundo Pedro J.
RAMÍREZ, por eso digo que la sensación última es de que todos los
portavoces de la oposición y hasta el Gobierno estaban locos por terminar
aquella pantomima y salir corriendo para las costas y dar por ultimado el
asunto hasta Septiembre.

 

 

            Lo
que si hay que tener en cuenta es que la energía y la fortaleza del Sr. Rajoy se deben exclusivamente a los
184 Diputados del Partido Popular y soñar que nuestro instalado Presidente
aceptaría la responsabilidad política emanada del caso BARCENAS-GURTEL, es de
una ingenuidad que asusta y es que de la derecha no me extraña nada, pero en la
izquierda y especialmente en I.U. tienen un serio problema de liderazgo, sobre
todo ahora que todos quieren votarlos.

 

 

            Finalmente
y para terminar, creo que el Presidente nos ha tomado el pelo una vez más y los
ciudadanos para él no significamos nada; porque él piensa que el poder es suyo
(el caso Hubris que tantas veces he repetido en este mismo periódico).

 

 

            El
desprecio a la ciudadanía está más que demostrado. En resumen, “ajo y agua”  porque dependemos del delincuente encarcelado
y de lo que él pretenda ajustarle las tuercas a Rajoy y demás cobradores de
sobresueldos, así es que ánimo Bárcenas y que sea lo que Dios quiera. Amén.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Digital Extremadura.
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  Sered.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.