El SES destaca que las unidades de trasplantes de Extremadura son de primera categoría nacional

Comparte en redes sociales

El Servicio Extremeño de Salud (SES) ha subrayado que las unidades de trasplante hepático y renal de Extremadura, ubicadas en el hospital Infanta Cristina de Badajoz, son unidades de primera categoría nacional y desde su puesta en marcha han supuesto una importante mejora para los pacientes extremeños.

El Servicio
Extremeño de Salud ha destacado que la existencia de estas dos unidades ha
supuesto un “avance sustancial” en los tiempos de atención de los pacientes que
requieren un trasplante hepático o renal y ha significado una importante
disminución de la mortalidad.


La
trayectoria de la Unidad de Trasplante Hepático ha sido ascendente desde que se
realizó el primero, en el año 2007. Como ejemplo de su impecable
funcionamiento, está el hecho de que en 2012 esta unidad realizó 25
trasplantes, cifra que se espera superar a finales de este año, con la
expectativa de llevar a cabo unos 30, aproximadamente, de las cuales 26 ya se
han realizado a día de hoy.


Esta cifra de
30 está muy cerca de la recomendada por la Organización Nacional de Trasplantes
(ONT) y es muy similar a la media de trasplantes del resto de las unidades del
Estado, destaca el SES.


Antes de su
creación, es decir, hasta el año 2006, los pacientes extremeños eran derivados
a otras comunidades autónomas y la espera media que soportaban era cercana a un
año. Desde la puesta en marcha de esta unidad, la espera se ha reducido a 90
días, lo que redunda en una mayor esperanza de vida para esos pacientes.


Además, en
2012 esta unidad fue la que realizó un mayor número de trasplantes hepáticos
dentro del grupo de las Unidades que no llegan a los 40 trasplantes.


TRASPLANTE
RENAL


Por su parte,
la Unidad de Trasplante Renal, que tiene 18 años de existencia, también lleva
una importante trayectoria, aunque el número de estos trasplantes ha descendido
en los últimos tiempos, fundamentalmente por el incremento de edad de los
donantes.


No obstante,
en el año 2012, en Extremadura se llevaron a cabo un total de 35 trasplantes
renales, cifra muy próxima a los 40 recomendados por la Organización Nacional
de Trasplantes en su reciente estudio.


El SES ha
hecho una valoración “muy positiva” de la marcha de ambas unidades, puesto que
además generan un beneficio indirecto en el desarrollo de la cirugía
hepato-biliar y pancreática, así como de la cirugía urológica, beneficiando por
tanto a un gran número de pacientes.


EL
ESTUDIO DE LA ONT


Además, ha
aclarado que las conclusiones del estudio presentado por el presidente de la
ONT, Rafael Matesanz, en ningún caso sugieren el cierre de estas unidades. De
hecho, según Matesanz las unidades de trasplante tanto hepático como renal
existentes en España son las adecuadas para prestar una buena atención.


La única
recomendación de cierre por parte del presidente de la ONT se centró en cuatro
unidades de trasplante cardíaco, que en Extremadura no existen.


El SES ha
considerado que el altísimo valor de estas unidades justifica sobradamente su
existencia, que nunca ha sido puesta en cuestión por la ONT y ha indicado que
seguirá trabajando para que estas unidades continúen batiendo sus propios
récords, como de hecho sucedió en dos ocasiones en el año 2012.


Finalmente, ha
animado a la población a considerar convertirse en donantes de órganos, porque
la marcha de estas unidades lógicamente está muy vinculada a la generosidad de
los ciudadanos, que en Extremadura es muy elevada, como muestran las cifras de
donación de sangre, que sitúan a la región en segundo puesto del ranking
nacional.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.