Cáceres, afirma el gobienro, no se merece una oposición tan “triste” y carente de credibilidad

Comparte en redes sociales

El equipo de Gobierno ha considerado que la ciudad de Cáceres no se merece una oposición tan “triste” y carente de credibilidad, puesto que están obsesionados con la alcaldesa “y su única forma de acción es criticar por sistema todo lo que se hace, sea bueno o menos bueno”.

En
vez de arrimar el hombro, colaborar y acompañar en las buenas acciones o
decisiones, a la vez de hacer oposición con lo que no consideren oportuno, solo
salen a la palestras para criticar todo por sistema, lo que les resta cualquier
credibilidad, como ya les pasó en los anteriores comicios.

 

Para
el PSOE, añade el equipo de gobierno, es malo escuchar las opiniones y
vivencias de una cacereña que se vio involucrada en un incidente que conmocionó
a todo el mundo.

 

Es malo que se invierta en los barrios, que se construya un
aparcamiento, que se aprueben los presupuestos, que se vaya a reformar Cánovas
o que se arregle la muralla.

 

Todo
es malo para el PSOE, lo que demuestra la poca altura de miras que tienen los
socialistas en la ciudad.

 

Respecto
a las últimas manifestaciones, desde el equipo de Gobierno se ha recordado al
PSOE que el presupuesto del IMAS no se ha tocado en ningún euro, a pesar de
cómo dejaron las cuentas en los cuatro años de Carmen Heras, porque se
considera vital acompañar a los que más necesidades tienen en nuestra ciudad.

 

No
se ha tocado la ayuda a la dependencia en el presupuesto municipal, no se ha
tocado las ayudas de primera necesidad, etc.

 

En
definitiva, el presupuesto está para acompañar a los que más lo necesitan, algo
que se hace con rigor desde el Instituto Municipal de Asuntos Sociales.

 

No
entiende el equipo de Gobierno que el PSOE llama caridad a un trabajo avalado
por años de profesionalidad, lo que considera también muy triste.

 

Por
último, desde el equipo de Gobierno se ha recordado al PSOE que durante su
Gobierno el dinero de Cooperación se malgastaba en obras faraónicas para gloria
del entonces secretario general socialistas, Rodríguez Zapatero, y su Alianza
de Civilizaciones, con inversiones como la cúpula que realizó Barceló para la
ONU, en 2011 y en plena crisis, cuyo coste ascendió a más de 20 millones de
euros.

 

¿Esa
es la cooperación que pretende el PSOE?, se pregunta el equipo de Gobierno. Si
Zapatero, Vara y Heras no hubieran arruinado las arcas del país y no hubieran
derrochado el dinero, como este proyecto de “cooperación”, no estaríamos en la
situación en la que estamos, ha concluido.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.