Digital Extremadura

El GOBEx valora la inversión de 1.000 millones que Portugal va a invertir para mejora de enlaces ferroviarios con España

Comparte en redes sociales

El Gobierno de Extremadura valora que la inversión de 1.000 millones de euros anunciada en Portugal para mejorar sus enlaces ferroviarios con España a través de Extremadura situará a la región en una posición «estratégica» en la Península Ibérica, por la interconexión de esta infraestructura lusa con la línea de alta velocidad a Madrid y con la Plataforma Logística del Suroeste Europeo, que se ubicará en Caya.

[Img #35271]Al hilo de esta información, la Administración extremeña explica que el Ejecutivo portugués ha incluido en su planificación de Infraestructuras de Elevado Valor Añadido (IEVA) 30 actuaciones que considera «prioritarias» y que llevará a cabo antes de 2020.


   Una de estas obras de infraestructura es la mejora del enlace ferroviario entre los puertos de Sines y Lisboa con Europa a través de Extremadura. Para ello, tiene previsto invertir unos 1.000 millones de euros en la construcción de los nuevos tramos Sines-Grándola y Evora-Badajoz, añade.

   El Gobierno autonómico destaca la «importancia» que esta actuación tendrá para el desarrollo económico de Extremadura por cuanto la región «pasará a tener, antes de seis años, una comunicación por tren de primer nivel con Lisboa y Sines, con la consiguiente mejora de la competitividad para el transporte ferroviario de mercancías y viajeros».

   También considera que esta actuación supone «un espaldarazo» para la Plataforma Logística del Suroeste Europeo, que construirá la Consejería de Fomento en terrenos colindantes entre Badajoz y Elvas con 25 millones de euros de inversión en los próximos tres años, y que dispondrá de una conexión ferroviaria «de primer nivel, no sólo con Madrid, sino con los dos grandes puertos portugueses».

OBRAS

   Los planes del Gobierno portugués son comenzar las obras en 2016 y finalizarlas antes de 2020, explica la Administración extremeña, que añade que, en concreto, se construirán los nuevos tramos ferroviarios Sines-Grándola y Évora-Badajoz, se modernizarán los ya existentes y se ejecutarán las obras necesarias para la interoperabilidad del corredor a nivel nacional, ibérico y europeo.

   Para ello, explica que se electrificará la línea y se le dotará de señalización electrónica, con el objetivo de permitir la circulación de trenes de mercancías de hasta 750 metros y de convoyes de pasajeros de «hasta 200 kilómetros por hora», idénticas características –destaca– que las de la línea extremeña de alta velocidad.

   Añade al respecto que la «estrategia» del Gobierno luso es convertir al país vecino, tras la ampliación del Canal de Panamá, en «la puerta de entrada a Europa», y «en particular a España», del tráfico de contenedores procedente del  Océano Pacífico.

   Para ello dará «un impulso» a sus tres principales puertos (Lisboa/Setúbal, Sines y Leixoes), con dos vías de salida a España en altas prestaciones y electrificadas, que serían Sines-Évora-Badajoz y Aveiro-Vilar Formoso.

   En este escenario logístico, la posición de Extremadura pasa a ser «estratégica» ya que, en el horizonte 2020, dispondrá de una conexión ferroviaria de «nivel europeo» con Madrid y con Lisboa/Sines, tanto para mercancías como pasajeros, lo cual le permitirá prestar «un mejor servicio tanto a los ciudadanos como a las empresas», y le hará ser «más competitiva», concluye el Ejecutivo regional.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta