La UCE alerta de un aumento espectacular de los intentos de ‘phishing’

Comparte en redes sociales

La Unión de Consumidores de Extremadura (UCE) ha alertado de que en los últimos días se ha producido un “aumento espectacular” de los intentos de ‘phishing’ con motivo del inicio de la Campaña de la Renta, por lo que los “pescadores de datos” usan el “señuelo de la Agencia Tributaria”.

Con el ‘phishing’, los estafadores pretenden hacerse con datos personales o financieros de los ciudadanos, y en su última versión, ya no intentan conseguir los datos “para acceder, por ejemplo, a nuestras cuentas bancarias; ahora, los secuestran, los encriptan y nos piden un “rescate” para devolvernos nuestros archivos y datos”, alerta la UCE.

 

 Según los datos que aporta la UCE, en 2014, sólo los antivirus de la empresa Kaspersky hicieron saltar las alarmas de phishing más de 260 millones de veces, por lo que “este método de estafa se ha convertido en una amenaza para todos”.

 

Así, relata que bajo la apariencia de un mensaje de correo electrónico de la Agencia Tributaria, de Correos o de una entidad bancaria, los estafadores, que “son cada vez más habilidosos para imitar web y mensajes corporativos”, tratan de hacer “picar” al usuario para hacer click “en un enlace determinado para, por ejemplo, acceder a nuestra devolución del IRPF”.

 

“Sin embargo, lo que hacemos en realidad es descargar un virus que se instala en nuestro dispositivo”, ya sea ordenador, tablet o Smartphone, y a partir de ahí “busca nuestros datos, los encripta y los hace inaccesible”, señala la UCE.

 

Ante esta situación, la UCE ofrece una serie de consejos que pasan por que “ningún banco, caja de ahorros o entidad administrativa pedirá nunca los datos personales de un usuario mediante un correo electrónico”, o hacer que el servicio de copias de seguridad, sea periódico en nuestro equipo o en tiempo real en la nube, lo cual “garantizan la recuperación de nuestros datos si en algún momento son encriptados por estos estafadores”.

 

“Debemos fijarnos detenidamente en los remitentes de nuestros correos”, aconseja la UCE, que apunta que aunque a veces se parecen mucho a correos de la administración pública o compañías relevantes pero “una letra o un número de más o de menos puede ser una gran diferencia”.

 

También es aconsejable cerrar bien las sesiones y no guardar las contraseñas cuando utilicemos otros ordenadores, así como tener una buena protección contra todos los ataques posibles.

 

Finalmente, recomienda la UCE si se es víctima de una estafa, no hay que apresurarse a pagar, ya que “muchos de estos estafadores han sido detenidos y no podrán devolvernos nuestros datos, y, en algunos casos, ya existen en la red claves para desencriptarlos”, por lo que los puede hacer uno mismo.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.