Digital Extremadura

Cristina Herrera transmite a UPA-UCE que las fuerzas de seguridad ponen todos los medios para evitar robos en el campo

EXTREMADURA
Comparte en redes sociales

La delegada del Gobierno en Extremadura, Cristina Herrera, ha asegurado que la Guardia Civil y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad están poniendo todos los medios al «alcance» para que no haya robos en el campo e «incluso más» al contar con más fuerzas respecto al año pasado.

 [Img #47942]En declaraciones a los medios con motivo de la reunión mantenida este miércoles en la Delegación del Gobierno con representantes de UPA-UCE para abordar este asunto, Herrera ha mostrado la «preocupación» existente respecto a estos robos que se producen en el campo «bajo el manto del rebusco» y ha puesto en valor que el Gobierno está atendiendo las peticiones de fuerzas solicitadas desde la región para luchar contra los mismos.

  

Así, se ha referido a que desde Madrid ha mandado a la guardia rural, aparte de los grupos ROCA, o la GRS (Grupo de Reserva y Seguridad) o «han vuelto a conceder» escuadrones de caballería que están en determinadas zonas, sobre todo en Almendralejo y por toda la zona de Tierra de Barros.

  

También ha destacado que ya se han producido tres detenciones «importantes» y que la última ha tenido lugar este pasado fin de semana con la detención de tres personas de nacionalidad rumana en la zona de Barros en Almendralejo.

 

COORDINACIÓN DE LA JUNTA DE EXTREMADURA

  

De igual modo, Cristina Herrera ha destacado la importancia de la colaboración ciudadana y de que comuniquen «cualquier pesquisa» o «cualquier cosa por pequeña que sea», en relación a lo cual ha precisado que se ha facilitado a las asociaciones información como a qué teléfonos pueden llamar para denunciar de cara a «intentar entre todos que haya menos robos».

  

También ha pedido «un poco más de coordinación» por parte de la Junta de Extremadura para que ayuden a levantar los puestos de venta y ha remachado que están «hartos de solicitar» colaboración aunque «luego no ha habido», a la vez que ha defendido que «el robo si no es rentable no es robo» y «si el que roba y el ladrón que se lleva la mercancía no la puede vender, y venderla bien, desde luego no sucedería esto».

  

Así, ha recalcado que es «muy importante la colaboración por parte de la Junta de Extremadura que aquí ha venido con buenas palabras pero luego al final no se ha materializado» y ha apuntado que la Guardia Civil se «queja» de que ningún representante del Ejecutivo «les acompaña a levantar los puestos» para que «haya técnicos que inmovilicen esa mercancía», una tarea cuya competencia corresponde a la Junta según ha explicado.

  

En todo caso Herrera ha garantizado que se van a poner «los medios necesarios por parte de todas las instituciones para que haya los menos robos posibles» y que la Delegación con los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado está colaborando en este sentido.

 

REUNIÓN PROVECHOSA

  

Por su parte, el responsable de olivar de UPA UCE Extremadura, Antonio Prieto, ha calificado esta reunión de «provechosa» y ha explicado que en la misma han puesto de manifiesto la «alarmante situación de los robos» registrado en el último mes aproximadamente con el inicio de la campaña de olivar.

  

En esta línea ha abogado por la puesta en marcha de un protocolo de actuación y de coordinación entre la Delegación del Gobierno, la Guardia Civil y organizaciones agrarias como UPA-UCE al estar «prácticamente» al inicio de una campaña que, según ha estimado, va a ser superior en producción respecto al año pasado y que va a tener unos precios superiores.

  

«Con lo cual tenemos todas las mimbres para que pueda haber una situación de alarma, de alerta, en cuanto a los robos que vayamos a tener en esta campaña», ha lamentado, para añadir que ha habido «pequeños robos de pequeñas cantidades» pero también de 20.000, 30.000 o 40.000 kilos y el último del que tienen conocimiento de 70.000 kilos.

  

Para Prieto, «eso no lo puede hacer una persona que vaya a robar» y «eso es una cuadrilla, una cuadrilla importante, y tiene que haber mucha gente que esté coordinada», a la vez que ha dicho, en relación al daño que suponen estos robos, que depende de la cuantía robada y que se podría vender a 50 céntimos de euro el kilo de aceituna cuando el año pasado estaba a 30 o 33 céntimos de euros el kilo de este producto.

 

ACTIVACIÓN DE PROTOCOLOS

  

Asimismo y respecto a la reunión, Prieto ha avanzado que la actuación por parte de la Delegación y la Guardia Civil está «dando sus frutos» y que se ha vuelvo a activar un protocolo desarrollado en anteriores campañas respecto a cómo debe ser la forma de actuar desde la propia organización y los agricultores a la hora de denunciar y ratificar esas denuncias a través «incluso» de UPA-UCE y mediante una ‘app’ que ya «estaba en uso».

  

«Estamos en un momento muy delicado, estamos al principio prácticamente de la campaña nos quedan dos meses dos meses y medio y creemos que para la seguridad de todo el mundo es necesario conocerla», ha valorado, para concluir señalando que en determinados lugares están tratando de «juntarse agricultores en definitiva para hacer campañas de investigación, campañas de vigilancia», lo cual «es un error porque tiene un peligro personal muy importante».


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *