Digital Extremadura

La Cámara de Extremadura pide al Gobierno de España que elimine el visado de tránsito para refugiados de zonas en guerra

EXTREMADURA
Comparte en redes sociales

El pleno de la Asamblea de Extremadura ha aprobado este jueves una propuesta de pronunciamiento de la cámara planteada por Podemos, y a través de la cual se insta al Gobierno central, entre otras medidas en materia de refugiados, a eliminar de forma «urgente» la exigencia del visado de tránsito por parte de España para aquellas personas que proceden de países en conflicto, especialmente Siria.

[Img #50194] En virtud de la iniciativa aprobada, que ha recibido el apoyo de Podemos, del PSOE, del PP y de Ciudadanos, aunque ha faltado un voto para la unanimidad, también se solicita al Ejecutivo nacional que agilice la tramitación de los procedimientos de reunificación familiar y la concesión de extensiones de asilo o autorizaciones de residencia por esta vía que garanticen los «derechos básicos» de las personas reagrupadas, incluido el «derecho a la salud».

  

Así, en defensa de la iniciativa de su grupo, la diputada de Podemos Jara Romero ha dicho que el pacto suscrito por la UE en materia de inmigración, que supone «unos acuerdos cosméticos», es «inaceptable jurídicamente» y «vergonzoso éticamente».

  

Tras lamentar las «atrocidades» que a su juicio está practicando el actual Gobierno en funciones por apoyar el citado acuerdo, Romero ha incidido en que el pacto «vulnera» derechos humanos.

 

  Ha reclamado, en este sentido, un programa «integral» de sensibilización contra la xenofobia, además de la articulación de medidas que conviertan a Extremadura en una tierra de «acogida».

 

PROPUESTA DE PODEMOS

  

En concreto, en virtud de la propuesta de Podemos aprobada este jueves en la Asamblea, se solicita al Gobierno central la eliminación de la exigencia del visado de tránsito por parte de España para aquellas personas que proceden de países en conflicto, especialmente Siria; así como que se agilice la tramitación de los procedimientos de reunificación familiar y concesión de extensiones de asilo o autorizaciones de residencia por esta vía que garanticen los derechos «básicos» de las personas reagrupadas, incluido el derecho a la salud.

  

En la misma línea, aboga por flexibilizar los criterios para la reunificación familiar y la extensión de asilo; así como por acordar un paquete de medidas en el seno de la Unión Europea para dar «respuesta» a las necesidades específicas de protección de la infancia migrante y refugiada, con objetivos «concretos y medibles», y con los recursos «adecuados» para tal fin.

  

De igual modo, en su propuesta, Podemos propone crear un sistema «permanente» de reasentamiento y reubicación de personas refugiadas provenientes de otros países en España, y «agilizar» el proceso de reubicación ya aprobado por la Comisión Europea y con el que España se ha «comprometido».

  

Asimismo, defiende que hay que desplazar personal de los ministerios competentes (Interior y Empleo y Seguridad Social) con formación específica en asilo y refugio a Grecia e Italia con el fin de explicar «detalladamente» en los centros de acogida a las personas refugiadas cómo es el proceso de acogida en España y realizar procesos de acompañamiento a aquellas personas que deseen solicitar asilo en el país.

  

En la misma línea, propone instar a la Unión Europea a modificar los criterios aplicados en la oferta de los programas de reubicación, permitiendo a las personas refugiadas elegir, «al menos», el país de la Unión Europea en el que van a ser reubicados, «siempre que existan plazas disponibles».

  

También apuesta por «mejorar sustancialmente» las condiciones de acogida de los Centros de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) situados en Ceuta y Melilla y establecer por norma en 15 días el tiempo máximo de  estancia en dichos centros, «agilizando los traslados a la Península».

  

Asimismo, defiende que hay que «mejorar sustancialmente» el sistema de examen de las solicitudes de asilo estableciendo criterios «más flexibles» y reduciendo los tiempos de tramitación; así como que hay que promover una política exterior española y de la UE que, en un marco de «coherencia» de políticas, contribuya a «atajar» las distintas causas internas, regionales e internacionales que «generan violaciones de derechos humanos en los países de origen o tránsito».

  

«Una política exterior que no priorice los intereses geopolíticos, defensivos o económicos (comercio de armas, recursos naturales como el petróleo, el gas, los minerales, la pesca, etcétera) sobre otros asuntos, y que ponga en el centro la promoción de los derechos humanos, la equidad de género, la democracia, el desarrollo inclusivo y sostenible en esos países y la solidaridad entre los pueblos», plantea Podemos.

 

POSICIONAMIENTO DE LOS GRUPOS

  

Por su parte, la diputada del PP María Auxiliadora Correa ha defendido que «en política todo es mejorable», aunque ha rechazado que Podemos «vuelva a utilizar» con su iniciativa defendida este jueves en la Asamblea «el tema de los refugiados para atacar al actual Gobierno (central) en funciones».

  

La ‘popular’ ha propuesto a Podemos que retire su propuesta para elaborar una consensuada por los grupos parlamentarios, y ha considerado que el objetivo de la formación ‘morada’ es «más que ayudar» a los refugiados «atacar y desprestigiar al actual Gobierno en funciones».

  

Correa también ha subrayado que el objetivo del Gobierno central en funciones es «proteger adecuadamente las fronteras exteriores» y ofrecer «alternativas» a los refugiados; y ha mostrado el «firme compromiso» del Grupo Popular en la Asamblea con la «crisis humanitaria».

  

A su vez, el diputado del PSOE Miguel Ángel Morales ha tachado de «una auténtica vergüenza» el apoyo, ha dicho, del Gobierno central a la política europea en materia de refugiados, en tanto que «ningún gobierno de Europa puede justificar absolutamente nada» de su postura en dicha temática, porque «sigue muriendo» gente que huye de la guerra, ha añadido.

  

Morales ha incidido así en que «no hay ninguna razón para el trato que Europa y los países europeos, todos, están dando» en materia de refugiados; y ha apostado por «salir a la calle a reclamar aquello que es justo».


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *