Bienvenidos al castillo Poenari, la morada de Drácula.

Comparte en redes sociales

O al menos, de Vlad III, de apellido Drácula y conocido como el Empalador. El príncipe de la región histórica de Valaquia en el que se inspiró el escritor irlandés Bram Stoker para perfilar al siniestro vampiro que le hizo mundialmente famoso.

Esta fortaleza está en las montañas Făgăraș de los Cárpatos rumanos y fue construida en el siglo XIII, aunque Vlad Drácula no la ocupó hasta el XV, cuando la convirtió en su cuartel general. Lo llamaban el Empalador porque esa era la manera en la que ejecutaba a sus enemigos. Y aunque vivió sólo cincuenta años y murió decapitado, se le considera un héroe nacional en Rumanía por su fiera resistencia a los ocupantes otomanos, que previamente habían sido también sus aliados.

El castillo fue abandonado décadas después de la muerte del príncipe y olvidado durante siglos, hasta que a finales del XX sus murallas fueron restauradas. Hoy en día se puede visitar, pero tendrás que estar en forma para llegar hasta allí arriba, porque hay que subir 1.500 escalones. A no ser que puedas volar como un vampiro.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Digital Extremadura.
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  Sered.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.