Detenidos los 7 integrantes de un grupo criminal dedicado al cultivo y tráfico de drogas en Badajoz

Comparte en redes sociales

La Guardia Civil y la Policía Nacional de Badajoz en el marco de la Operación”MOSMAR” desarrollada en esta capital pacense, detuvieron a cuatro hombres y tres mujeres, todos ellos vecinos de Badajoz, como integrantes de una organización criminal dedicada a la elaboración, cultivo y tráfico de drogas.

Dentro de las diferentes colaboraciones y coordinación policial de ambos Cuerpos en la lucha contra el tráfico de sustancias estupefacientes, detectaron el asentamiento y la actividad delincuencial de una organización criminal dedicada a la elaboración y cultivo de plantas de marihuana, para su posterior venta en esta capital pacense y localidades limítrofes.

La organización estaba perfectamente estructurada desempeñando roles muy definidos: Un cabecilla de la organización, personas dedicadas a la elaboración y cultivo de las plantas y otras confiadas en la distribución y venta de la droga.

Con los dispositivos de servicios, se observó que los integrantes de la misma utilizaban para su actividad delictiva, varios inmuebles situados en la barriada “La Picuriña” y en la urbanización “Rincón de Caya”, ambos del término municipal de Badajoz.

Ante los citados hechos y pruebas incriminatorias, durante la mañana de este pasado jueves, unos cincuenta agentes de la Guardia Civil y Policía Nacional de Badajoz, apoyados con perros adiestrados en búsqueda de sustancias estupefacientes, llevaron a cabo los registros en las dos viviendas y nave, donde se localizaron un invernadero perfectamente adecuado para el cultivo y desarrollo de las plantas, un secadero437 plantas de marihuana, cuatro kilos y 700 gr. de la misma sustancia preparada para su venta, además de utensilios y material para la distribución y venta de la droga.

 Las instalaciones contaban con enganches ilegales de la red eléctrica, con el objetivo de obtener energía suficiente para la elaboración y cultivo de las plantas, de manera que la empresa suministradora no detectase el elevado consumo de electricidad.

También se les intervinieron tres vehículos utilizados por la organización y 2.100 euros obtenidos presuntamente de la venta de la droga.

Las diligencias instruidas por delitos contra la salud pública, pertenencia a organización criminal y defraudación de fluido eléctrico, junto con los detenidos son puestas a  disposición judicial por supuestos delitos contra la salud pública.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.