Emergencias recomienda extremar las precauciones ante la ola de calor

Comparte en redes sociales

Villar, acompañada por el director del Centro de Urgencias y Emergencias 112 Extremadura, Juan Carlos González, ha explicado que la ola de calor afecta en mayor medida a niños y ancianos, personas desfavorecidas y personas con patologías cardiovasculares, respiratorias o mentales.

Asimismo, ha indicado que se debe mantener una especial vigilancia a personas que viven solas, consumidores de drogas y personas con alteraciones cognitivas.

Ante la situación de “temperaturas de más de 40 grados”, la directora general ha recomendado buscar sitios para descansar, a la sombra, llevar siempre agua, beber abundantemente (salvo en casos de restricciones hídricas), taparse la cabeza con gorros o sombreros, usar ropa ligera y de colores claros, no beber alcohol, cafeína ni bebidas muy azucaradas, ya que favorecen la deshidratación, y evitar cambios bruscos de temperatura con el aire acondicionado “muy fuerte”.

En cuanto a situaciones de golpe de calor, Nieves Villar ha explicado que es “un problema grave de salud”, cuyos síntomas son calor, sequedad, enrojecimiento, pulso rápido, confusión y hasta pérdida de conciencia, “donde lo primero que hay que hacer es llamar al 112”.

“Hay que enfriar a la persona que sufra un golpe de calor, retirándole del foco de temperatura y enfriando con paños húmedos colocados en el cuerpo, mientras se espera a que llegue el personal sanitario”, ha explicado la directora general de Emergencias y Protección Civil.

Por otra parte, Villar ha precisado que, ante esta subida de temperaturas, se hace necesario extremar las precauciones por un riesgo alto de incendios, respetando en todo momento lo establecido por el Plan Infoex.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.