La ópera desembarca en el mundo rural con “El elixir de amor”, de Donizetti

Comparte en redes sociales

Diputación de Cáceres, Junta de Extremadura y Ayuntamiento de Villanueva de la Vera impulsan un proyecto de “ópera participativa”, en la localidad verata.

La ópera, considerada en más de una ocasión, elitista por su coste y complejidad de producción, llega al mundo rural, y lo hace con el estreno, en Villanueva de la Vera, de la ópera “El elixir de amor”, de Gaetano Donizetti.

Es el proyecto de “ópera participativa” que han impulsado la Diputación de Cáceres, la Junta de Extremadura, el Ayuntamiento verato y la productora Ras de Terra, y que han presentado este viernes el diputado de Cultura y Deportes, Fernando Grande Cano; la directora del Centro de las Artes Escénicas y la Música (CEMART), Toni Álvarez; el alcalde de Villanueva de la Vera, Antonio Caperote, y representantes de Ras de Terra, como Juan Urquiola y Mónica Sánchez-Robles, además de Maribel Rodríguez, del Coro de Cámara de Extremadura, y de Víctor Segura, de Ensemble Sonido Extremo, agrupaciones que también participan en este espectáculo.

Hoy -ha dicho el diputado Grande Cano- estamos de enhorabuena, porque hacemos posible acercar una ópera, un montaje espectacular y de primer nivel al medio rural. Hacemos, una vez más, accesible la cultura y dinamizamos el mundo rural”.

Será el 17 de junio, a las 21:00 horas, cuando la Plaza Mayor de Villanueva de la Vera se convertirá en el escenario de “El elixir de amor”. En palabras de Juan Urquiola, director de producción, “la ópera es, sin duda, el espectáculo más completo y también el más complejo, puesto que en él se integran artes visuales, lírica, orquesta, danza, corales… por lo que llevarlo a un pueblo pequeño ofrece la posibilidad de acercarlo a personas que, quizá, antes no hayan tenido la oportunidad de ver algo así”.

Pero, además, tal como ha destacado el diputado, el proyecto tiene una característica muy especial, “y es que ciudadanos y ciudadanas de la comarca de La Vera serán algo más que público, serán participantes logísticos y artísticos”. El proyecto contempla talleres y charlas sobre el mundo de la ópera antes del día del estreno, de modo que habrá participantes de la comarca en distintos aspectos, como figurantes, cantantes, diseñadores de vestuario, colaboradores de escenografía o voluntarios durante el día de la representación.

Por su parte, la directora del Cemart ha manifestado que con actuaciones como estas, en las que se han implicado las distintas administraciones, “se demuestra que en Extremadura nunca nos olvidamos de los pueblos; llevamos trabajando en pueblos pequeños desde hace 40 años”.

Todos han coincidido en que esta experiencia marcará un antes y un después, “será un hito, uno de los acontecimientos del verano”, ha señalado Grande Cano, pero, además, tal como Mónica-Sánchez Robles, de Ras de Terra, ha apuntado, este primer paso quiere ser “la primera semilla de un festival anual de música y lírica, porque es importante descentralizar la cultura”.

Las entradas se podrán obtener, a partir de la segunda quincena del mes de abril en la en app YENDO www.rasdeterra.com

Sobre la producción

La producción cuenta con un presupuesto de cerca de 90.000 euros, de los cuales 60.000 euros son aportados por Diputación de Cáceres, Junta de Extremadura, Ayuntamiento de Villanueva y fondos europeos.

La elección de “El elixir de amor” se debe tanto a la trama, ya que la acción transcurre en un pequeño pueblo, como a la popularidad de la obra. “Una alegre comedia que mezcla con acierto lo cómico y lo lírico y donde es inevitable dejarse llevar por la aventura amorosa entre Adina y Nemorino”, tal como detallan desde Ras de Terra.

En cuanto a la puesta en escena, se pretende desdibujar los límites entre el escenario y el espacio público, integrando de esta manera a los espectadores en el pueblo imaginario en el que se desarrolla la representación. Por otro lado, el montaje traslada la trama a los años cincuenta, ofreciendo a la audiencia un escenario realista donde la historia, al acercarse al imaginario contemporáneo, facilita la inmersión del espectador.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta