Seleccionar página

¿QUÉ PASA CON LA SANIDAD EN LA PROVINCIA DE CÁCERES?

¿QUÉ PASA CON LA SANIDAD EN LA PROVINCIA DE CÁCERES?

Este artículo lo escribo apelando a dos títulos: el primero es que soy paciente de la sanidad pública, el segundo que soy hijo de médico y en consecuencia he vivido en mi propia casa diversos avatares por los que ha pasado la sanidad española.

Veamos. De un tiempo a esta parte en la sanidad de la provincia de Cáceres están ocurriendo una serie de episodios que revelan que la cosa no funciona nada bien. Más bien, diría yo que mal.

En Cáceres se construye un nuevo hospital después de 10 o 12 años de trabajos y peripecias varias. Pero resulta que sólo se ha levantado una primera fase. La segunda, que lo completaría, se encuentra todavía en el cerebro de los redactores del proyecto. Según la opinión muy mayoritaria de expertos en medicina y sanidad, el mantener dos hospitales en funcionamiento paralelo y ubicados a unos cuantos kilómetros uno del otro no es una fórmula eficiente ni eficaz. El riesgo existente en el más que probable traslado de pacientes entre uno y otro es evidente.

Pero hay más, la desinformación habida respecto a la apertura de la primera fase del nuevo hospital ha sido patente. A día de hoy, si yo o alguien de mi entorno familiar nos pusiéramos enfermos, no sé a qué hospital tengo que ir, si al veterano San Pedro de Alcántara o al nuevo Universitario de Cáceres. Creo que en mi caso están la mayoría de los cacereños. Al menos con aquellos con los que tengo contacto.

La cosa se complica en la primera fase del hospital nuevo con un año escaso de funcionamiento. El servicio de cirugía vascular se queda sin actividad porque los 4 especialistas que trabajan allí están de baja. Solución: se cierra y a Badajoz. Badajoz es el Edén de la sanidad extremeña.

El Consejero Vergeles, dice que si la cosa se arregla, la unidad tardará meses en reanudar su actividad. Y aquí paz y después gloria para los que palmen en el interregno.

Lo que ocurre en el área de salud de Plasencia es de traca. Allí están dejados de la mano de Dios y de la Junta. Llevan años así. Seis quirófanos nuevos sin ponerse en marcha desde hace tiempo por un problema administrativo. Y ahí siguen peleando con la empresa constructora para ver quién tiene razón. Y entretanto más de 200 días para operarse en dicha área de salud.

Claro que si abren los seis quirófanos tendrán que contratar cirujanos. Y esa es otra. Porque los quirófanos solos no operan.

En el área de salud placentina han padecido de todo. Falta de especialistas en diferentes materias y nadie mueve un dedo para arreglarlo. Los pacientes haciendo honor a su nombre y esperando con paciencia.

El último esperpento ocurrido en el Hospital Virgen del Puerto de Plasencia es digno de Valle Inclán y habría hecho las delicias de Don Ramón María. Y también de Luis Carandell en su Celtiberia Show. En los quirófanos que funcionan en el Hospital Virgen del Puerto, no se podrá operar por la tarde debido a que los 8 anestesistas que trabajan allí, necesitan el tiempo vespertino para preparar las oposiciones con vistas a entrar como personal estatutario en el SES. ¡Qué falta de respeto a los enfermos¡ La vida de alguno de ellos pendiente de la oposición de los anestesistas.

Las consecuencias de todo esto es que el tiempo para operarse en Plasencia es de más de 200 días. En Cáceres 145 días. Pero ¡oh sorpresa¡ En Badajoz la cosa se reduce a 87 días y en Mérida a 40 días. ¿Por qué será, que diría La Bombi? Los más jóvenes que pregunten a sus padres o a algún veterano quien era La Bombi.

Parece que la indignación está llegando al pueblo llano y se prevén en Cáceres capital las primeras manifestaciones ciudadanas para protestar contra esta situación tercermundista. A ver si sirven para algo. Tal vez sí porque estos políticos miran mucho los votos. Pero veremos.

Yo cuando leo o escucho que la calidad de la sanidad española es de las mejores del mundo, me pregunto si será en Madrid o Barcelona. Tal vez en Valencia, Sevilla o Málaga. Pero la sanidad en Extremadura y especialmente en las áreas de salud de la provincia de Cáceres, deja mucho que desear pues hay un deterioro continuado de la calidad asistencial.

Yo comprendo que la sanidad es un deporte caro. Pero debería ser para todos los españoles lo mismo. Por cierto que todos pagamos los mismos impuestos. Y deberíamos tener un trato similar. Pero no es el caso. En la provincia de Cáceres estamos a años luz de lo que sería una sanidad adecuada.

Entretanto el gobierno riega Cataluña y el País Vasco con privilegios y miles de millones de euros para callar bocas. ¿Tendremos los cacereños que hacernos separatistas para que la situación mejore?

Sobre el Autor

marketing digital

marketing digital extremadura

ISABEL RAMOS EN CONPARTES CÁCERES

AFORO COMPLETO: CRISTINA FERRERA EN PRETTY ME

Café y perrunillas con Sonia Merino

V Campaña 8M de la Diputación de Cáceres: CHARO CORDERO

Diverpark caceres

SUSCRÍBETE

Contacta con nosotros

JOCCA SHOP - Home & Life

RSS EUROPA PRESS