EL PROYECTO REFINERO SIGUE EN PIE

Comparte en redes sociales


Si mal no recuerdo ya va para un año, cuando la Junta de Extremadura mostró
su disconformidad  presentando  alegaciones por la  Declaración 
de  Impacto  Ambiental (DIA NEGATIVA), que el Ministerio
de Fomento había ratificado últimamente.

 

            Según  parece,  fue el propio Consejero de Energía y Medio
Ambiente Don José Antonio  Echevarri,  quién  en
 rueda  de  prensa
 presentó un documento en el que se
expresaba la “no conformidad”  del  gobierno extremeño  en pleno, 
considerando que ninguno de los  puntos  que
 afectaban  a  Extremadura,
 justificaban  la  inviabilidad
ambiental, tal y como el propio Ministerio de Fomento imaginaba.

 

            Tenemos  entendido  que  existían
 unos  puntos  que salvar de  menor  entidad,
pero que  al  proyecto  habría  que  hacerle  un  cuadro,  porque  ni  se  puede conseguir  mejor, ni se le pueden colgar lucecitas,
porque más brillante no se puede presentar un proyecto de esta categoría.

 

            Entre los puntos a mejorar, el
referente al  “vertido cero” , el gobierno extremeño consideraba  que  era
 probable  que  no
quedara garantizado el vertido cero de aguas residuales, pero  se  podrían
haber  evaluado las mejoras  de este sistema  presentado por  los promotores del  proyecto  y  haber
 solicitado  a los mismos  los  detalles  del sistema de retención  de  aguas,
para poder evaluar las garantías de su propuesta. ¡Luego!, eso no era un problema.

 

El punto segundo alegado por nuestro Gobierno, fue el relativo a la generación de olores”,  aclarando que se podrían haber comentado al
promotor del proyecto, para que mejorase  su estudio  de  generación
 de olores. No obstante y aunque se hubiese podido mejorar, hay que entender
que en el diseño de la instalación se había incorporado un sistema para  prevenir los mismos. ¡O sea!. Este punto no
se sostiene.

 

 

Una de las cosas que nuestro gobierno extremeño no entendió, es el referido
a la “eficiencia energética”,
 ya que nunca se podrá demostrar que la
Refinería y sus infraestructuras  asociadas  permitirán  un  consumo
 energético incompatible con las
políticas de fomento del ahorro, la eficiencia energética y la sostenibilidad
del modelo energético impulsado por el Gobierno central.  ¡Y esto!, como que no.

 

El “impacto sobre la Vía de la
Plata”
también ha sido recurrido por el Ejecutivo autonómico,  porque  desde  el  punto
 de vista patrimonial y entendiendo que
la Refinería podría tener  un  efecto 
negativo  pero asumible, también
se podrían contemplar determinadas 
medidas correctoras, quedando los elementos patrimoniales oportunamente
documentados. ¡Luego!, tampoco se
sostiene.

 

En referencia a la “generación de
residuos peligrosos”
, el Consejero comentó que no quedaba  evidenciado que se incumpla el objetivo de
minimización de generación de residuos peligrosos, tal y como se indica en la
DIA, y aumentó diciendo que la Refinería Balboa no generaría  más  residuos  que  otras  instalaciones por el estilo. No obstante, siempre son posibles
otras alternativas. ¿Quién dice que
no?.

 

Y sobre el impacto  socioeconómico,  quedó 
evidenciado  que los cultivos
agrícolas no se  verían  afectados  de ninguna manera, y ha añadido que los
problemas referidos a los posibles  vertidos
de la Refinería y sus efectos sobre el Guadiana y el Embalse de Alqueva han
sido solventados en parte con las modificaciones introducidas al proyecto.

 

O sea que tampoco afectaría a los olivos y las vides; probablemente si a
los propietarios de las fincas colindantes, ya que se les acabó la breva de la
mano de obra barata y tendrían que pagar la mano de obra a otro precio más
alto, aunque con la nueva Reforma Laboral del Partido Popular, tampoco es que
se iba a notar mucho.

 

Pero bueno, si tenemos en cuenta la situación de escándalo que estamos
padeciendo en este país, yo digo lo que afirmaba esta semana en el periódico
HOY Don José María PÉREZ GILARTE en su artículo “Para ironías de la vida, las de
Víctor Casco”
  y es que nuestros
gobernantes del PP e IU (Gobierno de Extremadura) todavía están a punto de
cambiar el  rumbo  de  nuestra economía y hasta de nuestra historia.

Solo tienen que reivindicar y apoyar el proyecto de la Refinería Balboa, S. A.,
que es técnica y medioambientalmente viable, porque no hay ningún informe que
demuestre lo contrario.

 

Yo  creo  que está muy bien explicado en los párrafos
anteriores, como para que nuestros  mandatarios  se  presenten
 en  Madrid,  sino “rompiendo cristales” como hacían
otros, demostrando que en
Extremadura todavía quedan hombres para defender nuestros derechos y nuestra
dignidad.

 

Estamos en una situación muy crítica y las necesidades que estamos pasando
los extremeños,  no  tienen  comparación  con  ninguna
 otra  región  autónoma; sobre todo sabiendo  como  sabemos
que los proyectos y las posibles inversiones, mueren de tristeza encima de los
despachos en la Junta, cuando nos consta que esperan impacientes muchos
proyectos de energías renovables como las eólicas, las fotovoltaicas, las de
biomasa, las térmicas  y hasta las termo
solares y muchos padres de familia y jóvenes universitarios con ganas de
devolver a su tierra los conocimientos adquiridos, antes de malvenderlos en
otros lugares, para mejorar sus plus valías.

 

Cuando  se  gobierna  una  tierra,
es para hacerla mejorar en todos sus aspectos; pero cuando no se puede, o no se
sabe, es mejor dimitir y dejar a otros que lo hagan, así de sencillo.

 


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Digital Extremadura.
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  Sered.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.