El maquinista: La he jodido, me quiero morir

Comparte en redes sociales

El maquinista del tren Alvia que se accidentó en Santiago, Francisco José Garzón Amo, dijo que se quería “morir”, una vez que fue consciente de que el convoy había descarrilado a la altura de una curva ubicada en el lugar de Angrois, según se refleja en conversaciones entre la máquina ferroviaria y la sala que ya han sido transcritas.

[Img #29062]


“La he jodido”, figura en las transcripciones de esas conversaciones que ya han sido incorporadas a las indagaciones sobre las causas del siniestro. La comisión judicial aún no ha empezado a oír las dos cajas negras del tren siniestrado, que están bajo custodia policial, ya que se han priorizado las labores de identificación de los 80 fallecidos recuperados.

Sí se ha podido realizar un primer análisis de las transcripciones de las conversaciones mantenidas entre el tren accidentado y la sala, que forma parte del material que se ha facilitado, junto con imágenes de al menos dos cámaras de vídeo, una de ellas ubicada a la salida del túnel. 

   En esas conversaciones, el maquinista también reconoce, tras descarrilar, que alcanzaba una velocidad de 190 kilómetros por hora. No obstante, esa zona estaría limitada a 80 kilómetros por hora. 

   El maquinista permanece en el hospital Clínico bajo custodia policial, a la espera de prestar su testimonio, una vez que el juez que lleva el caso, el titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Santiago de Compostela, ha ordenado a la Policía Judicial tomarle declaración como imputado.

“Es un ferroviario con una larga trayectoria en conducción, desde el año 98-2000”, ha señalado, al tiempo que ha apuntado que cualquier maquinista, para circular por una infraestructura “tiene que conocerla”. El conductor, de 52 años, “llevaba más de un año operando en esta misma línea“, ha dicho, por su parte, el presidente de Renfe, Julio Gómez-Pomar Rodríguez.

En declaraciones a la Cadena Cope, Gómez-Pomar ha añadido que el conductor implicado “lleva 30 años en la compañía y desde el año 2000 estaba trabajando como maquinista, primero como ayudante de maquinista, desde el año 2003 como maquinista y estaba destinado en el centro de La Coruña desde el año 2010″.

“Venía operando en esta línea prácticamente desde que se pusieron en marcha estos trenes híbridos, el modelo 730, que entró en funcionamiento en junio de 2012. Y, por lo tanto, pues llevaba más de un año operando esta misma línea”, ha dicho.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Digital Extremadura.
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  Sered.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.