UN PEDO DE VACA

Comparte en redes sociales


Los argentinos lo saben todo sobre las vacas. Nosotros nos quedamos en que la vaca da leche, con la leche se hacen yogures, queso, mantequilla… alimentos ricos en calcio y que además son principal fuente de alimento.

 La vaca también nos proporciona carne y podemos, además, utilizar su piel para fabricarnos una bonita chupa de cuero o un cinturón, por ejemplo. Incluso sus boñigas tienen un importante atractivo como abono para el campo alcanzando alto valor en los mercados y llegando, incluso, a cotizar en bolsa. Hasta ahora, esos eran todos mis conocimientos sobre producción bovina, pero acabo de ver un reportaje en tv sobre unos investigadores argentinos que han descubierto una fuente de alternativa energética. Lo último en energía renovable, y que consiste en el aprovechamiento del metano de los pedos de vaca de modo que, transformado en biocombustible, es capaz de generar luz, calor e incluso mover un coche.

 Una vaca emite 300 litros de metano al día, y los técnicos explican que, por ejemplo, una nevera necesita para funcionar al día, 100 litros de pedo de vaca. La forma de recoger ese gas es fácil, se le pone a la vaca una especie de mochila con una bombona que recoge esos gases del rumen y los deposita en una bombona que los transforma en energía.

 Dicen los expertos que es fácil y barato pero no sabemos si las vacas piensan lo mismo porque cuando les hemos preguntado no han dicho ni mu. Esos animales que parecen indefensos y se pasan todo el santo día rumiando y moviendo la boca igual que Caparrós mascando chicle, resulta que liberan gases de efecto invernadero altamente contaminantes y contribuyen al calentamiento global.

 Si estáis pensando comprar una mascota, en los tiempos que corren la más rentable es una vaca porque podéis autoabasteceros de casi todo, de alimentos, combustible, abono para los geranios…

 Que no se enteren los del gas porque les va a faltar tiempo para subirnos la tarifa.

Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.