PARMENTIER CON ENSALADA.

Comparte en redes sociales

Antoine Parmentier (1737 -1813) fue un agrónomo, naturalista, nutricionista e higienista francés.Fue el primero en extraer azúcar de la remolacha.Siendo Inspector General de Salud, consiguió la vacunación de las tropas contra la viruela.Investigó en la conservación de los alimentos por frío y mejoró la alimentación de los presos en las cárceles.

[Img #38550]Promovió el consumo de la patata como alternativa alimentaria, considerada hasta entonces como no comestible y  prohibida su siembra. Convenció a las autoridades para incentivar  su cultivo  y  consumo argumentando su fácil labranza y  alto rendimiento.

 

En su honor, numerosos platos a base de patatas, sobre todo si estas son cocidas, reciben el nombre de “parmentier”.

 

Y parmentier vamos a llamar a esta ensalada, que además vamos a acompañar de un aliño francés.

[Img #38551]

 

Necesitamos:

Una bolsa de brotes tiernos.

Semillas de girasol.

Cebolla crujiente.

 

Para el parmentier:

Cuatro patatas hermosas.

Una nuez de mantequilla.

Un buen chorro de aceite de oliva.

Un toque de pimienta negra.

Una cucharadita de cebollino picado.

 

Para el aliño francés:

2 cucharadas de vinagre de Jerez.

6 cucharadas de aceite de oliva.

1 cucharadita de mostaza.

una pizca de sal.

 

Pelamos y cortamos las patatas en pedazos regulares y las ponemos a hervir en agua con sal. Cuando estén tiernas, antes de que empiecen a deshacerse, retiramos el agua reservando algo por si fuese necesario aclarar el puré. Aplastamos las patatas con un tenedor (o mejor con el machacador de patatas).

Agregamos la mantequilla semiderretida, el aceite de oliva y la pimienta y mezclamos. Añadimos  el cebollino.

Preparamos el aliño echando en un bol la sal, a continuación el vinagre y, por último el aceite,  y mezclando con las varillas. Añadir la mostaza y batir enérgicamente hasta que emulsione y se parezca a una crema.

En un plato colocamos un aro de los de “emplatar” y rellenamos su interior con el parmentier presionando ligeramente para que adquiera forma y no se nos derrumbe, añadimos la ensalada y aliñamos al gusto.

Adornar con unas semillas de girasol y unas tiras de cebolla crujiente.

 

 


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.