Digital Extremadura

CON EL TRAJE A MEDIDA

Comparte en redes sociales

 

Las fiestas navideñas nos llevan a hacer algunos excesos. Pensamos que por una vez al año nadie se va a enterar, sólo la cartera, claro, y nos adentramos en el mundo suchard que es el que nos ofrece la canción más solidaria del año junto con el soniquete de los niños de San Idelfonso que llevan la alegría por todo el país. Este año he pensado en comprarme un traje a medida, que siempre sientan mejor que los ya confeccionados. En Mérida hay una tienda en el Alto de la Villa que los hace que te quitan 20 kilos y 20 años de encima.

 

Más abajo, en la Plaza del Rastro, hay una tienda mayor, la más grande de Extremadura, pues no en vano es la Presidencia de la Junta, donde me han dicho que cortan unos trajes que sólo hay que ver al presidente José Antonio Monago lo bien que le sientan. A Ibermática SA también le tomaban medidas el miércoles 5 de junio de 2013, fecha en la que Monago se reunía con su director general José Ignacio Ruiz de Alegría Martínez de Moratín, al objeto de que la Junta extremeña asesorara a esta empresa de Tecnologías de la Información, de cómo expansionarse en Extremadura. Y lo hizo. Ibermática SA tiene una de sus factorías en nuestra región, en Mérida, que abría el pasado año con medio centenar de trabajadores.

 

Pero quién le iba a decir a Ibermática SA que acudir a la sastrería de José Antonio Monago le iba a sentar tan bien que, incluso, ya está trabajando para la Junta de Extremadura, llevando todo el sistema informático del Sistema Extremeño de Salud (SES) y del SEPAD. Para ello, suponemos que habrá concurrido al correspondiente concurso y lo ha ganado y don José Ignacio Ruiz de Alegría Martínez de Moratín fue a recoger el premio, seguramente con el traje que le cortaron en la sastrería de Presidencia; lo contrario hubiese sido poco cortés.

 

Y en este espacio que gentilmente me cede de forma regular Digital Extremadura yo, que soy nuevo en el pasatiempo de escribidor me pregunto: ¿Qué empresas realizaban antes los trabajos informáticos del SES y del SEPAD? ¿Qué otros trabajos, pagados con dinero público, que no sean este del mantenimiento informático del SES, realiza para la Junta Ibermática SA? ¿Cuántos puestos de trabajo se han destruido y cuántos se han creado por la concesión a Ibermática SA de los trabajos citados? ¿En qué condiciones? ¿Qué claúsulas había en el pliego del concurso público que ha llevado a la Junta de Extremadura a decantarse por la recién llegada Ibermática SA y no por una empresa extremeña? Y una última pregunta, por la cosa de no aburrir, y ya que tengo amigos que lo han sufrido: ¿el desastre del SEPAD y del SES, desde el punto de vista informático en cuanto a la dependencia, ha sido debido al mal hacer de esta nueva empresa?

 

Preguntas, todas ellas, que tienen respuesta y que como extremeño me gustaría me contestasen el Partido Popular, el Partido Socialista, los regionalistas e Izquierda Unida. Ya sé que soy un simple pensionista que tiene un blog con el que entretenerse en el periódico digital de mayor difusión de Extremadura, pero les agradecería a sus señorías o bien a sus partidos que contestasen, porque la imaginación es libre y ni se me ocurriría pensar que José Antonio  Monago, algún consejero o algún director general le ha hecho un traje a medida, políticamente hablando –lo cual sería muy grave–, a Ibermática SA para que se adjudique uno de los concursos millonarios que oferta la Junta de Extremadura. Vamos, que no estamos hablando de las migajas de los conciertos de Woody Alen y Pablo Alborán. Que aquí hay pasta de verdad.

 

Y ya para terminar: ¿ustedes que me aconsejan que me corte el traje el sastre del Alto de la Villa o el presidente de la Plaza del Rastro? Lo digo, más que nada, por tener la suerte que tuvo Ibermática SA y si no un concurso multimillonario, a ver si me toca el Gordo de la Lotería.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta