Los resultados del último trimestre arrojan una importante destrucción de empleo

Comparte en redes sociales

UGT Extremadura ha calificado como “desastre” los resultados de la EPA del último trimestre del año 2014 que arrojan una importante destrucción de empleo y, a su vez, un importante deterioro del paro.

En opinión del sindicato, todo ello deriva de una economía “sin tirón” y de un mercado laboral que “se deteriora trimestre a trimestre alcanzando máximos en temporalidad y precariedad”.

 

Así, el balance del año 2014, en “ciertamente pobre” en lo referido a la creación de empleo y al descenso del desempleo, ya que las cifras y los hechos negativos “nuevamente contrastan con las proclamas victoriosas” de los gobernantes extremeños acerca de unos “logros que nadie percibe”.

 

En esta línea, UGT ha indicado que el Gobierno de Extremadura debe asumir “su fracaso” y “no esconderse tras discursos retóricos y vacíos”, ya que el nivel de desempleo “vuelve a crecer alarmantemente hasta el 30 por ciento”.

 

El paro vuelve a crecer en la región y a fines de año alcanza la cifra de 151.800 extremeños en desempleo, un 8,17 por ciento añadido sobre el trimestre precedente, “muy lejos 0,55 por ciento nacional, con lo que en términos de paro la región diverge”.

 

Además, a una “leve bajada” de la población activa (-1.100), se une una “desoladora destrucción” de 12.500 puestos de trabajo, ya que “se destruye el empleo precario generado en meses anteriores que tenía un enorme sustento de precariedad.

 

Para UGT Extremadura, los datos “más dramáticos” son las 86.600 personas que llevan más de un año en el paro, “con tendencia creciente, y que suponen el 57 por ciento del total”.

 

De ellas, el 71 por ciento lleva más de dos años en paro (61.800), con lo que el paro de larga y muy larga duración “se ha cronificado en Extremadura”, algo que “incide asimismo en los 50.200 hogares que tienen a todos sus miembros en el desempleo”.

 

Asimismo, en el último trimestre se registraron 13.000 empleos menos a tiempo completo mientras que aumentaron los empleos a tiempo parcial en 400 personas, por lo que “prosigue la degradación de la calidad del empleo”.

 

De la misma manera, UGT Extremadura ha expuesto que ha descendido el volumen de asalariados en 13.800, 12.800 menos en el sector privado y  1.100 en el sector público.

 

“La masiva desaparición de asalariados en el sector privado hace que la tasa de temporalidad baje desde el 36,1 por ciento del tercer trimestre hasta el 33,4 por ciento de fines de año, cifra estancada al ser similar a la de finales del año pasado”, ha apuntado el sindicato.

 

La tasa de paro juvenil crece tres puntos porcentuales hasta el 56,63 por ciento y, aunque ha reconocido que baja el paro juvenil en 800 personas lo hace, en su opinión, porque se han retirado 3.400 activos menores de 25 años. “Esos son los resultados de la garantía juvenil? Seguimos expulsando a nuestros jóvenes de la región?”, se ha preguntado.

 

“UGT Extremadura denuncia un avance de la precariedad en el empleo, una extensión del paro de larga duración y unas políticas que no están siendo efectivas a la hora de mejorar la empleabilidad de los extremeños. Y reivindica otra política centrada en las personas”, ha reclamado.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Digital Extremadura.
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  Sered.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.