Pedro Sánchez ofrece continuamente cambio, diálogo, entendimiento en su discurso de investidura

Comparte en redes sociales

El líder del PSOE y candidato a la presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, ha iniciado su primera intervención en el debate de investidura subrayando que es tiempo de “cambio”, de “diálogo” y de “entendimiento entre diferentes partidos e ideologías”.

[Img #49364]

 

“Hoy no estamos en campaña electoral”, ha remarcado Sánchez, para quien si este debate termina sin acuerdo para investir presidente significará que los diputados han hecho “mal” su trabajo, pues los ciudadanos les han “encargado que democráticamente” los representantes políticos busquen “un acuerdo mayoritario” y de “mestizaje ideológico”. Los compromisos de Pedro Sánchez: desde una ley de Educación hasta el pacto Toledo.

 

Sánchez ha defendido que el “mandato claro” que expresaron los españoles el 20 de diciembre fue el de “abandonar las políticas de Mariano Rajoy y del Partido Popular”. El candidato a esta investidura histórica y compleja  pidió este martes a Podemos “ceder para sumar” sin imposiciones ni chantajes y para hacer posible el cambio que demandan millones de españoles.  Documento: El discurso de Pedro Sánchez (.PDF).

 

El líder socialista ha recordado que si está defendiendo su candidatura es porque el presidente del Gobierno (a quien ha dedicado los primeros 35 minutos de su hora y 36 minutos de discurso) en funciones, declinó la oferta del Rey para someterse en primer lugar a la investidura. “No entendí el encargo del rey Felipe VI como una invitación que pudiera rehuir, sino como un deber ineludible”, ha señalado. Las mejores imágenes de la sesión.

 

Pese a abundar en dejar atrás a Rajoy (que después ha confirmado por Twitter que votará “no” en la investidura), Sánchez ha tendido la mano al PP para dialogar y acordar “grandes temas de Estado”, como la integridad territorial, la reforma constitucional y la unidad de los demócratas frente al terrorismo. Además, ha dicho tener la mano tendida para reconstruir consensos “rotos”, como el Pacto de Toledo sobre las pensiones o conseguir un pacto educativo. Sin embargo, los populares tambiénle han rechazado.

 

Presión y más presión a Podemos

 

Sánchez -que se saltó el párrafo sobre la supresión de las diputaciones en su intervención- ha señalado que “desde el PP se nos pide una gran coalición pero con el PP no podemos pactar”, antes de señalar que el gobierno que pide Podemos, el de izquierdas, no es posible aritméticamente (la suma de PSOE, Podemos y el resto de partidos políticos no suma los 176 diputados necesarios para la mayoría absoluta).

 

Frente a este gobierno de izquierdas (una “falsa esperanza”, en sus propias palabras), ha apostado por un gobierno del cambio, que incluiría a Ciudadanos (aunque no lo ha citado). “¿Por qué no hacemos un Gobierno que haga efectivo lo que nos une a la mayoría de los 350 aquí presentes? ¿Por qué no nos unimos para hacer un Gobierno del cambio? ¿Dónde está el problema?”, se ha cuestionado mandando un mensaje a Pablo Iglesias. 

 

También ha advertido de que es “absurdo” discutir sobre “sillas” y “reparto de poderes” porque no hay una mayoría suficiente en la Cámara para sumar un Gobierno de izquierdas”.  “No hay una suma posible sólo con partidos de la misma ideología. Estamos obligados a mezclarnos”, ha afirmado Sánchez ante los 350 diputados elegidos en las urnas el pasado 20 de diciembre, durante la primera jornada de su debate de investidura.

 

El candidato ha dado las gracias a Ciudadanos por su “valentía y coraje” por dar ese “primer paso” hacia “la solución”, que ha demostrado que es posible que “dos grupos políticos con ideología y programas diferentes pueden buscar puntos de entendimiento”. En este contexto, ha defendido el acuerdo suscrito como “el indispensable principio de la solución”, ante lo que Pablo Iglesias e Íñigo Errejón han aplaudido con ironía. ¿Por qué no podemos poner esto en marcha la próxima semana?”, ha remachado más tarde interpelando pero sin nombrar a Podemos.  El líder de Podemos, sin embargo, ha tachado el discurso luego de “decepcionante”.

 

La hoja de ruta del PSOE

 

En ese mensaje a Podemos, Sánchez ha recalcado el valor del consenso en este momento, en el que se está descubriendo, ha dicho, una nueva forma de hacer política y de alcanzar el Gobierno. “Y esa nueva forma se configura a partir del diálogo, no de la imposición. Se modela a partir del acuerdo, no del asalto”, ha afirmado.

 

En esa misma línea, Sánchez ha sostenido que para los “auténticamente demócratas” las ideologías no pueden ser nunca un problema” y que la “diferencia” debe ser objeto de debate y discusión, pero “nunca de confrontación”.”Nunca de ruptura”, ha añadido.

 

Por último, ha avanzado que si fuera investido presidente, su Ejecutivo sería el del “bien común”, fundamentado en dos principios: el bien general y el sentido común. Asimismo, ha fijado su “hoja de ruta”: “Cambio, diálogo y acuerdo”. Por último,  se ha comprometido a impulsar una “auténtica revolución” en materia de regeneración democrática.

 

 


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Digital Extremadura.
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  Sered.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.