Digital Extremadura

Vara apuesta por reformar la constitución para que sea un Estado Federal

EXTREMADURA
Comparte en redes sociales

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha apostado por una reforma de la Constitución Española para llegar a un posible estado federal como «única salida» al problema territorial español, mientras que el presidente del PP en la región, José Antonio Monago, asegura que eso «apagaría la voz» de Extremadura y sería como «expropiar los derechos» de las Comunidades Autónomas.

[Img #50305]Así se han pronunciado ambos líderes extremeños en el transcurso de una mesa redonda titulada ‘Políticas del Territorio y Territorios de la Política’, que ha organizado en Cáceres la Facultad de Empresa, Finanzas y Turismo de la Universidad de Extremadura (UEx) y en la que también ha participado el secretario regional de Podemos, Álvaro Jaén, quien ha abogado por dar más peso a los municipios porque son los que conocen la realidad de la población.

  

A este debate estaba también invitada la portavoz de Ciudadanos en la región, María Victoria Domínguez, que no ha podido asistir por motivos de agenda, según ha señalado el moderador de la mesa, el profesor universitario Julián Mora, que ha hecho una introducción sobre la situación actual del país y la posición que Extremadura juega en términos económicos en el conjunto nacional donde congrega un 2,1 por ciento de la población española y aporta un 1,7 por ciento al PIB nacional.

  

En su intervención, Vara ha abogado por una reforma constitucional porque «el modelo no está cerrado todavía» ya que la Carta Magna sentó las bases de salida pero no de llegada, ha dicho el jefe del Ejecutivo extremeño, quien aboga por determinar claramente las competencias de las diferentes administraciones, lo que podría conseguirse con un modelo de estado federal similar al de Alemania o Estados Unidos.

  

En su alocución ha explicado que el proceso autonómico que se abordó en 1978 derivó en un modelo de autonomía «prácticamente homogéneo» con «café para todos» en el que «algunos se encuentran incómodos» porque entienden que aportan más que otros y, por ello, ha abogado por afrontar una reforma de la Constitución «en la que todos se sientan igual, ni más ni menos que otros y sin más deberes ni derechos que otros».

  

En cualquier caso, Vara apuesta por «cerrar el proceso» porque «no se puede estar permanentemente en este debate» y ha instado a alcanzar un «gran acuerdo» en torno a esa reforma constitucional que «una mayoría de españoles comparten».

  

Fernández Vara ha señalado que el problema de todo esto es cómo encajar esta situación en la demanda de secesionismo que existe en alguna comunidad. «Eso va en contra de lo que la Constitución refleja», ha asegurado el presidente extremeño quien ha insistido en que una reforma de la Constitución sería «una magnífica oportunidad» para que «el derecho a decidir lo tengamos todos».

 

Respecto a la reestructuración territorial de Extremadura, Vara cree que, hoy por hoy, «es complicado» ir hacia una estructura de comarcas, sobre todo en una región con dos provincias, por lo que «una Extremadura sin provincias y solo con comarcas está lejos todavía», ha dicho.

 

«EXPROPIAR» DERECHOS DE LAS CCAA

  

Por su parte, el presidente del PP en Extremadura, José Antonio Monago, ha manifestado que «no se puede pasar de un estado autonómico a uno federal» porque «eso sería apagar la voz de las Comunidades Autónomas» y «expropiar sus derechos», ya que ese modelo supondría que se tendría que «pedir permiso al Estado» para tomar decisiones.

  

De esta forma, Monago ha defendido la vigencia de la Constitución de 1978 aunque «es perfeccionable» porque «tiene algunas lagunas», ha reconocido, si bien considera que «es complicado» abordar una reforma actualmente «si no hay un alto grado de consenso».

  

«Cada uno quiere modificar la Constitución para lo suyo pero no se puede permitir la ruptura de España», ha incidido el líder de los ‘populares’ extremeños quien ha recordado que «no caben referendums de autodeterminación» porque la Carta Magna «es una norma suprema y, nos guste o no, hay que cumplirla».

  

Igualmente, Monago ha abogado por seguir manteniendo el principio de solidaridad y que éste se anteponga al de ordinalidad fiscal ya que, en regiones como Extremadura, «no se podrían sostener» servicios básicos como la sanidad o la educación.

 

PRINCIPIO DE SOLIDARIDAD

  

En parecidos términos se ha pronunciado el secretario general de Podemos en Extremadura, Álvaro Jaén, quien ha rechazado el principio de ordinalidad (que reciban más del Estado las comunidades que más aportan), en contra de los argumentos de su formación a nivel nacional, por entender que se «vulnera» la solidaridad entre territorios.

  

Jaén sí ha abogado por dar más peso a los municipios y por disminuir la estructura administrativa lo que pasaría por la desaparición de las diputaciones provinciales ya que, según ha explicado, los recursos pueden gestionarlos mejor los ayuntamientos que conocen las necesidades de sus territorios.

  

«Además, las diputaciones se crearon para fijar población en los núcleos rurales y este cometido no lo están cumpliendo ya que, en Extremadura, las grandes ciudades han ganado habitantes en detrimento de los pueblos que siguen perdiendo población», ha argumentado.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *