Aprobado el proyecto de trazado de reordenación y mejora de la N-432 en el acceso sur a Badajoz

Comparte en redes sociales

E.P. Según se publica este jueves en el Boletín Oficial del Estado (BOE), este proyecto incluye la prolongación hasta el punto kilométrico 4,500 de la duplicación de calzada más cercana a Badajoz, así como la construcción de siete glorietas y vías de servicio en ambas márgenes a lo largo de la obra para reordenar los numerosos accesos existentes, con el objetivo de “mejorar la seguridad vial y la funcionalidad de la infraestructura”.

Su presupuesto se estima en 20,96 millones de euros, según informa el Ministerio de Fomento en nota de prensa.

Así, según señala, el tramo inicial de travesía de la N-432, desde su intersección con la carretera BA-20 hasta las proximidades del punto kilométrico 1,500, tiene ya calzada duplicada, y con este proyecto “se prolonga la duplicación hasta el punto kilométrico 4,500, es decir, hasta la futura Ronda Sur de la ciudad”.

Se trata, según señala Fomento, de “algo necesario si se tiene en cuenta el elevado tránsito de vehículos en este tramo, que se aproxima a una media de 20.000 vehículos al día”.

Así, señala que en este tramo se proyectan tres glorietas para conectar con los viales urbanos de ambas márgenes y con las vías de servicio que reordenarán los accesos, más una cuarta glorieta que servirá de transición de la calzada duplicada a calzada única.

Desde la glorieta de transición hasta las proximidades del punto
kilométrico 10,000 se reordenan los accesos mediante la construcción
de vías de servicio en ambas márgenes, todas ellas bidireccionales,
más otras tres glorietas.

Añade el ministerio que la rehabilitación y refuerzo del firme de la
calzada existente de la N-432 se prolonga hasta el kilómetro 10,500.

Destaca además la “minimización, en lo posible, de las afecciones a las viviendas existentes, lo cual es especialmente difícil en el primer kilómetro de la actuación debido a la escasa anchura existente entre las viviendas de ambas márgenes”.

Esto se dificulta por el “desnivel existente entre las edificaciones y la carretera actual”, ya que según señala, las de la margen derecha están a una cota más alta que la carretera mientras que las de la izquierda están a una cota más baja.

Esta falta de espacio ha obligado a que “en la zona inicial del tramo a duplicar las vías de servicio sean unidireccionales”, mientras que en el resto de la actuación las vías de servicio previstas serán
bidireccionales.

Finalmente, y respecto a la integración ambiental, Fomento ha destacado las plantaciones en las glorietas y en las zonas a demoler, así como la instalación de riego mediante goteo y la colocación de pantalla antirruido entre los puntos kilométricos 1,790 y 2,000 debido a la proximidad de algunas viviendas.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.