Estos importes irán destinados al desarrollo de los proyectos que estas asociaciones llevan a cabo en la actualidad en la región. En el caso de AOEx, la ayuda que concede Caja Rural de Extremadura irá destinada a la puesta en marcha de un proyecto de prevención y tratamiento del linfedema para pacientes oncológicos.

Por su parte, la donación a Fundación Magdalena Moriche permitirá la contratación de una trabajadora social para el acompañamiento, apoyo y seguimiento en el puesto laboral de los jóvenes con discapacidad intelectual ligera e inteligencia límite con los que trabaja esta entidad.

FUTUEX destinará la aportación de Caja Rural a un programa de cursos para favorecer la inserción laboral de personas con discapacidad.

Por último, la ADMO dedicará esta dotación a la contratación de una persona con discapacidad, trasplantada de médula ósea, que desempeñará su labor en el Hospital Universitario de Badajoz atendiendo a aquellas personas que soliciten información sobre donación de médula ósea.

En el encuentro con los colectivos han participado el presidente de Caja Rural de Extremadura, Urbano Caballo, y el director general, José María Portillo, quienes han sido los encargados de formalizar la entrega de donaciones a los representantes de las cuatro asociaciones: Juan Bautista Polo, vicepresidente de la Asociación Oncológica Extremeña; Magdalena Moriche, en representación de la Fundación Magdalena Moriche; Manuel Fernández, por parte de la Fundación para la Promoción y el Apoyo a las Personas con Discapacidad; y María Virtudes Carrasco, de la Asociación para la Donación de Médula Ósea.

El presidente de Caja Rural de Extremadura, Urbano Caballo, ha alabado “el trabajo y la gestión responsable” que estas asociaciones realizan con los fondos limitados que reciben y ha expresado el compromiso de la entidad de “seguir colaborando con los proyectos sociales de estas organizaciones” así como de “poder recuperar la cantidad económica de las donaciones de años anteriores”.

Por su parte, el director general José María Portillo ha manifestado “la satisfacción personal y el orgullo” que supone para Caja Rural de Extremadura poder destinar parte de sus beneficios a estas asociaciones “que atienden a los colectivos más desfavorecidos de nuestra comunidad y buscan cubrir aquellos huecos que debería atender la administración”. Portillo ha destacado la “labor encomiable” que realizan estas cuatro entidades y ha asegurado a sus responsables que “la Caja siempre estará cerca de ellos y de los colectivos más necesitados de Extremadura”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.