Concentración de trabajadores de Unicaja en Cáceres, que rechazan el ERE planteado por la entidad

Comparte en redes sociales

La protesta de los trabajadoeres de Unicaja es a nivel nacional. En el caso de Extremadura afecta al cierre de 78 oficinas, 62 de ellas en Cáceres y el despido de 153 trabajadores, 140 en la provincia cacereña.

La convocatoria cacereña parte de  los sindicatos con representación en la entidad ,y han respondido más de un centenar de trabajadores de la entidad bancaria, con sede en Málaga.

Los sindicatos han presentado una propuesta conjunta a la entidad y esperan que el banco responda a la misma. Del planteamiento que haga la entidad que preside Manuel Azuaga dependerá que los sindicatos mantengan o no la convocatoria de huelga prevista para este viernes. El tiempo se agota, ya que el periodo formal de negociación termina el próximo 2 de diciembre.

Los sindicatos están metiendo mucha presión con afán de acortar la distancia con el banco. Unicaja tiene la pelota en su tejado, pues las centrales han presentado en la mesa de negociación una propuesta conjunta, que Unicaja «ve muy difícil de asumir por su parte», según dijeron las centrales. Esto pone en un brete al banco, que en estas conversaciones está teniendo una postura muy dura. Unicaja está asumiendo la forma de negociar que el actual CEO, Manuél Menéndez, llevó a cabo en Liberbank, una manera de entender el ámbito de los trabajadores y las negociaciones que dejó casi tocada de muerte su relación con los sindicatos.

En este contexto, hay que señalar que la distancia entre las partes es enorme y que el día dos de diciembre termina el periodo formal de la negociación, si bien, las partes pueden acordar la prórroga del mismo.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.