El marido y presunto asesino de Sofía Tato sigue hospitalizado

Comparte en redes sociales

Así lo ha indicado este lunes la delegada del Gobierno, Cristina Herrera, a preguntas de los medios, tras la Junta Local de Seguridad celebrada en el Ayuntamiento de Mérida.

El titular del Juzgado Número 3 de Cáceres decretó el pasado sábado prisión incondicional para presunto asesino de Sofía Tato, ocurrida el pasado jueves en el domicilio de ambos.

Santiago Cámara, que fue intervenido en el centro cacereño de algunas de las heridas que presentaba cuando fue detenido como presunto autor de la muerte de su mujer, permanece en una de las dos habitaciones que desde el pasado mes de marzo tiene el hospital para presos.

En cuanto a la habitación a la que ha sido trasladada, es una de las dos habilitadas en la quinta planta y están adaptadas con medidas de seguridad, con la intención evitar riesgos en la custodia de los internos de la prisión cuando son trasladados al centro sanitario.

Las dos habitaciones cuentan con dos camas cada una y cuando no estén siendo utilizadas pueden ser ocupadas por cualquier tipo de ingresos hospitalarios, según la información facilitada por el Área de Salud de Cáceres.

Sí existe una unidad específica para presos en el Hospital Virgen de la Montaña, pero la mayor parte de los servicios se encuentran concentrados en el San Pedro de Alcántara.

Las estancias tienen un interfono que permite a los policías comunicarse con los presos desde el exterior.

La segunda fase del nuevo hospital de Cáceres también contempla la construcción de un módulo de seguridad, infraestructura que estará formada por seis habitaciones individuales, y monitorizada con cámaras de vigilancia en cada estancia.

También habrá sala de descanso para los agentes, cuarto de baño y vestuario


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.