UGT recalca que revertir la inflación negativa precisa de mejoras salariales

Comparte en redes sociales

UGT Extremadura ha recalcado que revertir la inflación negativa precisa de mejoras salariales, ya que dicha mejora es garantía de “más empleo y más justicia” en el reparto del crecimiento y la riqueza.

Así ha considerado que la subida de seis décimas en el IPC de marzo en la región está ligada, en su mayor parte, al “cambio de comportamiento” de los precios de los carburantes, lo que incide en una “merma del riesgo de deflación”.

 

Por lo tanto, como ha recalcado el sindicato en nota de prensa, vuelven a ser “factores externos” los que inciden “sobremanera en los precios”.

 

En este contexto el sindicato ha considerado también que “ahora toca crecer de forma equilibrada” también en los salarios, ya que la mejora salarial es garantía de “más empleo y más justicia” en el reparto del crecimiento y la riqueza.

 

Los precios de consumo medidos por el IPC tuvieron en Extremadura en marzo un comportamiento alcista “más contundente” que en años precedentes con una subida de seis décimas, similar al dato nacional y triplicando la del mismo mes del año pasado. Asimismo, la inflación interanual persiste en la negatividad (-0,9 por ciento)

 

“El IPC de marzo corrobora la correlación entre el nivel general de precios y la evolución de la inflación en grupos como el transporte (2 por ciento)”, ha expuesto UGT Extremadura.

 

A ello se une el crecimiento de los precios del vestido y el calzado (4,7 por ciento) y la hostelería (0,5 por ciento) vinculados al inicio de una nueva temporada y los periodos festivos cercanos, con los que también se relaciona la elevación de los precios del ocio y cultura, (1,1 por ciento),  ligados con los “mayores costes de los viajes organizados”. En el lado contrario cabe reseñar el descenso del precio de los alimentos (-0,5 por ciento).

 

 egún UGT Extremadura, el IPC de marzo, con el alza de los combustibles como “principal sustento”, anticipa un “recorte en el recorrido deflacionista” de los precios en la región que “persiste durante más de un año”.

 

De esta forma, el sindicato ha estimado que “siguen siendo necesarios” estímulos tanto económicos como monetarios para que revierta esta situación de precios en negativo, para lo que es “preciso potenciar una negociación colectiva que favorezca una subida salarial que fomente la capacidad de consumo”.

 

Así, la mejora salarial debe estar en el centro del contenido de un nuevo Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC), por lo que “no es posible” firmar un nuevo acuerdo si no se recogen criterios salariales “coherentes con la situación: si la economía mejora y la productividad aumenta, el crecimiento real de los salarios debe estar garantizado”.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.