Yo también hice ruido en la Madrila

0
1868

Aquellos que en la actualidad estamos curtidos en mil batallas, incluída la de La Madrila de octubre de 1991 con la inolvidable y desaparecida Alicia Izaguirre – menuda ” gobernadora” – y pasamos parte de nuestra juventud en Cáceres, hemos hecho mucho, pero que mucho ruido, muy distinto y menos desagradable y horrísono al que ahora se produce con, por ejemplo, tal sentencia de la Audiencia Provincial de Cáceres, cuanto menos discutible y alarmante en muchos de sus términos, para políticos y hosteleros.

Precisamente, estos hosteleros no son delincuentes, ojo, son empresarios que han propiciado el divertimento para una gran parte de la ciudadanía y multitud de puestos de trabajo en una zona que en la actualidad está prácticamente desolada y donde levantar un negocio es harto complicado y sobre todo arriesgado, a la vista está.

¿ Ruido ?, más lo producimos los que en determinados momentos nos juergueamos y ninguna plataforma – ¡ qué barbaridad de colectivo ! – nos denuncia, ningún juez nos condena y la sociedad no se nos echa encima cual lobo depredador.

Ser alcalde, por tanto, a la vista está, es muy peligroso, ser hostelero, muy complicado, ¿ Y ser consecuente y justo en esta sociedad ?, estamos viendo que ni siquiera algunos jueces nos dan ejemplo para nuestra tranquilidad y confianza.Así nos va.

Ayer apoyé públicamente en la red social Facebook a Carmen Heras y Carlos Jurado. No obvio a los once hosteleros condenados, con los que me solidarizo incondicionalmente y a los que les digo desde este medio de comunicación que estoy a su disposición para lo que necesiten.

Así lo expresa un vecino de La Madrila desde 1966, fijaos sí sé lo que es ruido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.