Autovía Cáceres-Badajoz: Ya no se puede esperar más

Comparte en redes sociales

Desde la primera legislatura de Rodríguez Ibarra hasta la actualidad con la de Fernández Vara, pasando por la de Monago, muchos han sido los desaciertos, varios los incumplimientos, ingentes las promesas, sobre todo en épocas cercanas a elecciones, y muchos los accidentes de fatales consecuencias los ocurridos en una vía pésima para la circulación de vehículos y nefasta para los usuarios, como se puede demostrar por el cúmulo de sucesos e informaciones al respecto a lo largo de los últimos 40 años.

Si nos atenemos a las recientes declaraciones del actual Consejero de Infraestructuras de la Junta de Extremadura y máximo responsable de la cosa, al indicar que actualmente no figura en los planes del gobierno autonómico, de sesgo socialista, cuando en su programa electoral figura tal gestión, es cuanto menos “chocante”.

Comparar la urgencia de la autovía Cáceres-Badajoz con otra de gran calado como es la de la puesta en marcha del AVE no deja de ser una boutade más que añadir al cúmulo de incumplimientos a los que jamás nos acostumbraremos los extremeños. No confundamos el culo con las témporas. Y adquiramos desde el compromiso más leal a los intereses de nuestra tierra y sus gentes lo que se demanda en justicia.

Estamos en el siglo XXI y las comunicaciones en los territorios son tan necesarias para el progreso y la propia vida como el aire que respiramos, de ahí que ya no se pueda esperar más en este asunto tan demandado por empresas, autónomos y ciudadanos. La Junta de Extremadura debe de dar un paso al frente y al igual que con El Pacto por el Ferrocarril, que la realidad de una flamante autovía Cáceres-Badajoz  sea de absoluta prioridad y no una quimera o un sueño y sobre todo un fiasco, como lo es en la actualidad.


Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.